Estos tiempos de sol y oscuridad …

Estos tiempos de sol y oscuridad que nos muestran la belleza y nos quitan la palabra.Estos días en que uno siente que podría abrazar el mundo y sin embargo no alcanzan los brazos.Estos días en que los ángeles negros brotan de las baldosas y el sol afuera sigue cantando…Estos días…Estos días…Deberían morirse rápido estos días y dar paso a unos nuevos, estrenables, distintos . Otros días con mares que nos unan y soles que nos amen.
Otros días sin voces, sin pasados, sin tiempos.Unos días de besos imposibles en que uno siente que se lavan los pecados y todo se perdona y se comprende y una luz te recrea la mirada y la noche se deshace en un eterno y amoroso abrazo.




Qué rápidas se van las horas del amor

Qué rápidas se van
las horas del amor,
arena que se escapa
entre mis dedos…
Quisiera retener
tu aliento junto a mí
cuando murmuras rosas desmayadas,
cuando te hundes y cuando me hundo
en un abrazo eterno, y somos fuego,
cuando del grito pasas al susurro
y el cuarto flota entonces sobre el mundo.
Qué rápidas se van
las horas del amor,
arena que se escapa
entre mis dedos…
Quisiera detener
el humo justo allí
y nuestro cigarrillo compartido
desenredar tu pelo eternamente
cuando tus pechos yacen mansamente
con esa adolescencia acurrucada,
dichosa de vivir y verme vivo,
y todo empieza, todo nuevamente.
Qué rápidas se van
las horas del amor,
arena que se escapa
entre mis dedos…
                                   Víctor Heredia
Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s